Cuarta película para el cine del industrioso Peter Hyams, viejo conocido en las divisiones modestas del género sci-fi que además produce, guioniza y fotografía sus obras, todo ello sin obnubilar pero casi siempre con dignidad. A finales de los setenta el programa Apollo que puso al hombre en la Luna estaba recién concluido, y la cinta que nos ocupa aprovechó el creciente auge de las teorías conspiranoicas en torno a los alunizajes, resumidas en que todo había sido un engaño. Aquí se cambia la Luna por Marte, pero la idea es la misma: la heroica misión Capricornio 1 es en realidad un inmenso timo en el que sus tres astronautas se ven obligados a participar. El desmadre llega cuando la cápsula que supuestamente transporta a los hombres en su regreso a la Tierra explota a la vista de todo el mundo.

En líneas generales, coincido bastante con quienes sostienen que la película resulta mucho mejor en su primera mitad que en la segunda, aunque tampoco creo que el nivel descienda tanto como dicen algunos. El arranque está muy bien, eso seguro, y obviando las limitaciones presupuestarias que obligan al uso de maquetas y filmaciones originales del programa Apollo (un canteo para cualquier aficionado a la conquista del espacio) la verdad es que se disfruta bastante. Reparto solvente en el que destaca la presencia del legendario O.J. Simpson (si lo de “legendario” no saben por qué va pueden buscar en Internet) para una película que gozó de cierta fama en su día y hoy poca gente recuerda ante la popularidad de otras cintas de Hyams, en especial de Atmósfera Cero.

2 thoughts on “Viendo: Capricornio Uno”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más
Cerrar