AVISO: Si por casualidad es usted argentino, deje de leer a partir de aquí.

Documental biográfico sobre el mejor futbolista de la historia. Edson Arantes do Nascimento, Pelé, tuvo la suerte de cara desde el principio de su existencia pese a nacer en el seno de una familia extremadamente humilde. Aunque su talento era innegable, el hecho de que su padre fuese futbolista aficionado resultó clave para que O Rei contase con apoyos para destacar y llegar a profesional. Además su explosión como jugador aconteció en el momento oportuno, con la TV despuntando como medio de comunicación masivo en busca de estrellas con las que llenar su firmamento.

Pelé fue el primer futbolista mediático a escala planetaria, al punto de haber amasado su fortuna no con el fútbol sino con los jugosos contratos publicitarios que firmaba por todo el mundo, donde hubo momentos en que su imagen fue casi omnipresente. Ese oportunismo vino acompañado de un comportamiento diametralmente opuesto al de otros genios del balón como George Best o Maradona, caracterizado por una discreción que podría juzgarse ocasionalmente como excesiva: aún siendo un ídolo inmortal en Brasil, muchos allí no le perdonan que eludiese pronunciarse contra la sanguinaria dictadura que gobernó el país durante más de veinte años, manteniendo con ella una relación de connivencia más o menos interesada.

Todo eso aparece en este interesante documental británico producido por Netflix y dirigido por dos tipos que no se cortan a la hora de copiar el estilo con el que Asif Kapadia dota a sus obras. Hasta aparece por ahí su músico de cabecera, Antonio Pinto, para poner su acostumbrado toque melancólico a la banda sonora. La peli se fija en los mimbres que dieron forma al mito Pelé como futbolista en el Santos, donde jugó prácticamente toda la vida, pero centrándose especialmente en su carrera con la Selección nacional, a la que hizo tricampeona del mundo estableciendo marcas que aún no han sido superadas y contribuyendo decisivamente para colocar a Brasil en el mapa y dar moral a sus habitantes en medio de situaciones muy difíciles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.